Lo que (quizás) no sabías del editor Gutenberg de WordPress

Estás aquí: